icon-arrow-down icon icon-arrow-fill-down icon icon-arrow-next icon icon-arrow-prev icon icon-tag-close icon

Cosas de familia

8 Cosas Que Ya Haces y Que Son Fantásticas Para Tu Hijo

Pasar un rato en la cobija de actividades, hablar durante el día, besar a tu esposa o esposo, la crianza es algo así de simple

COMPARTE
¿Te ha sucedido que terminas un día agotador, lleno de actividades y te sientes preocupada porque no hiciste nada para ayudar al crecimiento y desarrollo de tu pequeño? Olvida la culpa, ya que es muy probable ¡que hayas hecho mucho! Todas estas cosas rutinarias ayudan a los pequeños a volverse aún más vivos, felices y fuertes, sin que ni siquiera lo notes.

1. Besar a tu pareja. Seguramente tu bebé se pone adorablemente celoso cuando besas a tu querido, ¡pero que eso no te detenga! Se realizó un estudio con 5,000 familias británicas y se demostró que entre más se besen los padres, es menos probable que ellos le griten a sus hijos.

2. Hablar mucho Innumerables estudios han demostrado lo valioso que es para los bebés escuchar tu voz. "El hablarle durante el día, aún cuando él esté sentado en su sillita trasera del auto y simplemente balbucee en respuesta, eso envía mensajes a tu pequeño de que quieres que él sepa lo que pasa," Betsy Brown Braun, autora de Just Tell Me What to Say (Dime lo que debo decir) y You're Not the Boss of Me (No eres mi jefe).

3. Jugar en el piso con ellos. Así como tu decides tomar las escaleras en vez del elevador como método sencillo para cuidar tu salud. Jugar en el piso con tu bebé puede ser un excelente momento para divertirse y ejercitarse. Los expertos dicen que para los bebés y pequeños que están aprendiendo a caminar también es muy fácil encontrar momentos que los ayuden a desarrollar sus habilidades: encuentra momentos que los ayuden con su fuerza central al tiempo que tratan de alcanzar algo o se balancean mientras son cargados a modo de "avión".

4. Saludar a tu pequeño en la puerta. ¿Saludas a tu pequeñito con un gran abrazo? "Ese gesto envía un mensaje muy poderoso", alaba Braun. "Una necesidad básica que tienen los niños es la de sentirse importantes, que marcan la diferencia en la familia." Este sencillo momento lo hace, y lo hace muy bien.

5. Dejar que los niños se vistan solos. Lleva mucho más tiempo pero vale la pena. "El motivar a tu hijo a vestirse por sí mismo estimula la planeación y la coordinación motora, "afirma la terapeuta ocupacional en pediatría Michelle Friedson Feld, OTR/L. "Y el aprender a hacer cosas en orden, como ponerse la ropa interior antes de los pantalones, ayuda con la secuencia, una habilidad de competencia básica clave."

6. Decir no. "Los niños necesitan límites," comenta Braun. Parasu seguridad, sí pero también "para aprender sobre cómo tratar los límites naturales que la vida dispone. Cada vez que estableces un límite o creas una regla, estás haciendo un mejor futuro para ellos."

7. Leer tus propios libros (para grandes). Esa pila de libros en tu mesita de noche que está a punto de caer, puede ser algo que ya no te interese, pero para tus hijos es motivador. El verte leer hará que ellos quieran leer también. Estudios múltiples muestran que entre más libros tengas en casa en general, los niños serán lectores frecuentes.

8. Déjalos mezclar la masa. Cuando dejas a tu pequeño ayudarte a cocinar, le estás enseñando mucho más. "Estás construyen do habilidades matemáticas al medir, así como desarrollar la coordinación ojo-mano al verter ingredientes," dice Feld. "Mezclar es fantástico también, para fortalecer su brazo y para obtener un mejor agarre." 

Lauren Smith Brody es escritora, consultora y fundadora de The Fifth Trimester (El quintotrimestre).  También es autora del libro que pronto saldrá El quinto trimestre: una guía de estilo, salud mental y éxito para las mamásque trabajan (  (Doubleday, abril 2017).