icon-arrow-down icon icon-arrow-fill-down icon icon-arrow-next icon icon-arrow-prev icon icon-tag-close icon

Todo sobre el embarazo

¿Cuánto puedes esperar a tener un hijo?

La fertilidad disminuye con la edad, lo que dificulta quedarse embarazada.

Compartir

Cuando se trata de tomar grandes decisiones, una de las más complicadas es encontrar el momento de tener un hijo (u otro hijo). Si bien hay muchos factores a tener en cuenta —desde tu situación financiera hasta la solidez de tu relación de pareja—, no puedes ignorar el factor biológico.

Aun así, tienes más tiempo de lo que piensas. Al contrario de lo que se suele decir, las mujeres de 30 a 34 años son igual de fértiles que las de veintitantos, según un estudio de 2004 publicado en la revista Obstetrics and Gynecology. La fertilidad comienza a disminuir alrededor de los 35 años; un estudio llevado a cabo en 2013 concluyó que el 72 % de las mujeres de 35 a 40 años se quedaron embarazadas durante el primer año de intentarlo, en comparación con el 87 % de las mujeres de treinta y pocos.

Sin embargo, según la Sociedad Americana de Medicina Reproductiva (ASRM), después de los 40, la fertilidad baja en picado; las posibilidades de quedarse embarazada son inferiores al 5 %. Para maximizar las probabilidades de quedarte embarazada, debes tener en cuenta lo siguiente:

Decide cuántos hijos quieres tener. «Hay una gran diferencia entre una mujer de treinta años que quiera tener un hijo y una mujer de la misma edad que quiera tener cinco», dice el doctor Francisco Arredondo, un endocrinólogo especialista en reproducción de San Antonio (Estados Unidos). Cuantos más hijos quieras, más joven debes comenzar a tenerlos.

Mantén un peso saludable. Según la ASRM, las mujeres con sobrepeso o muy delgadas suponen el 12 % de los casos de esterilidad. La grasa corporal produce estrógenos, y su exceso o escasez puede causar estragos en la regla. Para incrementar las posibilidades de quedarte embarazada, come bien y mantente en forma.

No fumes. Los hombres y las mujeres que fuman duplican la tasa de esterilidad con respecto a los no fumadores. Así que deja el tabaco... ¡y dile a tu pareja que haga lo mismo!

Mantén relaciones sexuales seguras. Otra gran causa de esterilidad son los daños en las trompas provocados por las enfermedades venéreas, de modo que asegúrate de tomar las precauciones necesarias para protegerte y, si es necesario, sométete a un tratamiento.

No ignores la salud de tu pareja. «Se necesitan dos para bailar un tango», dice el doctor Arredondo, quien señala que los problemas de salud de los hombres juegan un papel importante en el 40 % de todos los casos de esterilidad. Si tienes problemas para quedarte embarazada, asegúrate de que los dos paséis una revisión médica.

No tengas miedo. «Alcanzar los 30 puede asustar a los que todavía no han dado los primeros pasos para comenzar una familia y creen que será demasiado tarde», dice la doctora Jane Frederick, una acreditada ginecóloga y especialista en fertilidad de Orange County, en California. «Afortunadamente, tenemos muchas opciones para las mujeres que quieren preservar su fertilidad, como la congelación de óvulos». Para las mujeres que tienen problemas de fertilidad, existen varias intervenciones que pueden ayudar, como la fecundación in vitro.

Infórmate bien. «El hecho de haber tenido un hijo no significa que quedarte embarazada te vaya a resultar igual de fácil la segunda vez», comenta el doctor Frederick. «Más de un millón de parejas tienen problemas con el segundo embarazo», dice el doctor. «Es importante tanto para el hombre como para la mujer hacerse un chequeo completo en cuanto sientan que tienen dificultades para concebir».