Artículos y temas
El desarrollo cognitivo de tu hijo: de 6 a 8 meses
Entre los seis y ocho meses, tu hijo desarrolla la capacidad de memorizar. Como consecuencia, puede hacer pequeñas previsiones basándose en sus experiencias pasadas, piensa antes de actuar, relaciona conceptos, entiende que su juguete hará ruido si lo deja caer al suelo y, cuando te pones la chaqueta, llora porque sabe que estás a punto de irte. Además, recordará cómo eran las cosas en el pasado; por ejemplo, se dará cuenta si cambias la disposición de los muebles de su dormitorio. También empieza a darse cuenta de la cronología de los acontecimientos cotidianos y es posible que gatee hasta la puerta para dar la bienvenida a la niñera antes de su llegada.

Conciencia de uno mismo y de los demás

A esta edad, tu hijo se da cuenta de sus propios movimientos y disfruta observándolos, le gusta mirarse en el espejo, reacciona al ver una foto con su imagen y empieza a distinguir entre caras de familiares o desconocidos.

Propuestas para estimular su mente

Ofrécele objetos de distintos colores, formas y tamaños para que juegue con ellos y los descubra. Los juguetes que lo animan a hacer cosas, como los vasos encajables o los aros apilables, lo estimularán para que pruebe cosas nuevas. De forma natural, tu hijo descubrirá y reforzará sus habilidades. Cuanto más interactúes con él y sus juguetes, más conseguirán estimular su mente.